¿Eres un cronopio? A mis amigos de Betisweb




En sus relatos, Cortázar evita dar una descripción física precisa de los cronopios y se refiere a ellos sólo como "seres verdes y húmedos". Los relatos proporcionan claves acerca de la personalidad, los hábitos y las inclinaciones artísticas de los cronopios. En general, los cronopios son presentados como criaturas ingenuas, idealistas, desordenadas, sensibles y poco convencionales, en claro contraste con los famas, que son rígidos, organizados y sentenciosos; y las esperanzas: simples, indolentes, ignorantes y aburridas.

La mayor parte de las referencias a cronopios en la obra de Cortázar se encuentra en las 20 historias que forman la última sección de su libro Historias de Cronopios y de Famas. Algunos críticos literarios han buscado en este libro significados metafísicos ocultos, o una taxonomía universal de los seres humanos. El propio autor se refirió a estos relatos como una especie de juego y aseguró que le había producido un gran placer escribirlos.

"Cronos" tiempo y "pios" espiritualidad.

¿Eres un cronopio? ¿Qué haces cuando viajas?



¿Te llevas o llevabas bien con tu padre?

Eugenesia

Pasa que los cronopios no quieren tener hijos, porque lo primero que hace un cronopio recién nacido es insultar groseramente a su padre, en quien oscuramente ve desdichas que un día serán las suyas.
Dadas estas razones, los cronopios acuden a los famas para que fecunden a sus mujeres, cosa que los famas siempre están dispuestos a hacer por tratarse de seres libidinosos. Creen además que en esta forma irn minando la superioridad moral de los cronopios, pero se equivocan torpemente pues los cronopios educan a sus hijos a su manera, y en pocas semanas les quitan semejanza con los famas.


Educacion de principe

El hijo, como es natural, lo odia minuciosamente. Cuando entra en la edad escolar, su padre lo inscribe en primero inferior y el niño está contento entre otros pequeños cronopios, famas y esperanzas. Pero se va desmejorando a medida que se acerca el mediodía, porque se sabe que a la salida lo estará esperando su padre quien al verlo levantará las manos y dirá diversas cosas… Con lo cual los famas y las esperanzas júnior se retuercen de risa en el cordón de la vereda, y el pequeño cronopio odia empecinadamente a su padre y acabará siempre por hacerle una mala jugada entre la primera comunión y el servicio militar. Pero los cronopios no sufren demasiado con eso, porque también ellos odiaban a sus padres, y hasta parecería que ese odio es otro nombre de la libertad del vasto mundo.

¿Cómo andas de inversiones?



El canto de los cronopios

Cuando los cronopios cantan sus canciones preferidas, se entusiasman de tal manera que con frecuencia se dejan atropellar por camiones y ciclistas, se caen por la ventana, y pierden lo que llevaban en los bolsillos y hasta la cuenta de los días.

Cuando un cronopio canta, las esperanzas y los famas acuden a escucharlo aunque no comprenden mucho su arrebato y en general se muestran algo escandalizados. En medio del corro el cronopio levanta sus bracitos como si sostuviera el sol, como si el cielo fuera una bandeja y el sol la cabeza del Bautista, de modo que la canción del cronopio es Salomé desnuda danzando para los famas y las esperanzas que están ahí boquiabiertos y preguntándose si el señor cura, si las conveniencias. Pero como en el fondo son buenos (los famas son buenos y las esperanzas bobas), acaban aplaudiendo al cronopio, que se recobra sobresaltado, mira en torno y se pone también a aplaudir, pobrecito.


¿Y cantando qué tal?



Pongámosle cronopio al niño...y si encima es un ser verde y húmedo:



Pues va a ser que uno es un cronopio...Viva el Betis manque pierda.

5 comentarios:

barrera dijo...

podría ser, odiamos a nuestro "padre", el presidente, pero espero que nunca lleguemos a ser como él, pero bueno, es una cosa verde y única, como el Betis

Saludos

Sherry_Darling dijo...

jajaja, un cronopio verdiblanco... no es mala combinacion. Podría ser: lo de que les gusta cantar, odian a su "Padre" (como dice Barrera, podría ser el presidente),... Es posible, es posible. ;-)

JL Martínez Hens dijo...

No os equivoqueis porque Lopera ni es el padre del Betis, ni es un cronopio. Lopera es un cateto nuevo rico que sólo tiene un fin: más dinero.

NoA dijo...

En fin, aquí viene divinamente poner en práctica el dicho: "Nunca te acostarás sin saber algo más".

Anónimo dijo...

vaya pues yo no odio a mi padre...

Lopera es un personaje que por causas ajenas a su conocimiento llego a conseguir algo en la vida... y ese algo le ha echo ser tan sumamente patetico... que no me queda mas remedio que tenerle pena no odio...

que si soy un que... gui... no me insultes jejejeje

vaya si al gran Louis lo bautizaron asi... me lo tomare con un cumplido...

ya me quedan 6 no ^^

Leo

Derechos reservados

Safe Creative #0806170073499

Bitácoras

Bitacoras.com