Donde dije digo, no digo Diego sino luego

Hoy me he desayunado con un par de artículos de El Pais sobre lo de la memoria histórica y he visto que al menos tres de mis ídolos literarios vivos que para mí están entre mis diez favoritos, dicen que no sólo están de acuerdo con lo que está pasando sino que lo creen muy necesario. En otro se decía que argumentos parecidos a los míos son de canallas que no quieren desenterrar el pasado por su sentimiento de culpabilidad.

Doctores tiene la ciencia. De momento no me desdigo de mi artículo de ayer y no toco ni una coma (aunque falten muchas por intentar escribir del tirón sin repasar luego el estilo) pero como lo bueno de los blogs es que pueden evolucionar, pues no lo descarto. Como no tengo comentarios, tengo que mandarme otra carta a mi mismo, y lo que haré será leer luego los argumentos de mis admirados Caballero Bonald, Saramago y Benedetti.

Y para los que quieran recordar, os dejo algo de youtube desagradable. De esos videos en los que se meten los niños sin problemas cuando se quedan sólos delante del ordenador por la tarde. Y luego se dice que si protección infantil...

LOS QUE SEAN SENSIBLES, POR FAVOR QUE NO ENTREN.

http://es.youtube.com/watch?v=YO6aH4EiQ_Q&feature=related

Y PARA LOS QUE QUIERAN ESCUCHAR U OIR SENTIMIENTO DE VERDAD SIN CUENTOS OS DEJO UN POCO DE FLAMENCO.
DE LO MAS PURO QUE SE PUEDE ENCONTRAR EN LA WEB:


HASTA LO MÁS COMERCIAL PERO QUE A MI ME GUSTA MUCHO:

http://es.youtube.com/watch?v=If5BdhbRKjk

No se a donde nos llevará ésto, pero no seré yo el que calle mis sentimientos. Hace unas semanas estuve en la famosa carcel de Alhaurín y los pasillos por donde vamos los abogados estaban llenos de obras de arte. A veces en los peores sitios aparece la magia, aunque haya un cartelito muy curioso que dice que por falta de personal los empleados de esta cárcel no asumen ninguna responsablidad en cuanto a la seguridad de los letrados.

He sentido descanso en momentos en los que me dolía el alma en sitios como en la carcel o en un cementerio, contagiándome de la paz de los muertos. Ahora tengo otro más que es el mar donde están las cenizas de mi abuela. Como siempre la más lista, ya que así se ahorra (una preocupación menos) que sus bisnietos decidan donde van sus huesos cuando se hagan mayores.

La "solea" de los muertos ("¡Dios mío, qué solos se quedan los muertos!")

y aquel otro poema:

¿Vuelve el polvo al polvo?
¿Vuela el alma al cielo?
¿Todo es, sin espíritu,
podredumbre y cieno?
¡No sé; pero hay algo
que explicar no puedo,
que al par nos infunde
repugnancia y duelo,
a dejar tan tristes,
tan solos los muertos.

GUSTAVO ADOLFO BECQUER


Saquemos pues de paseo los huesos de nuestros antepasados a los ojos del mundo y dejemos bien claro que no se perdonan las heridas de guerra de ninguna de las dos Españas. Creo que es el momento oportuno. Seguro que atrae al turismo y damos una imagen internacional de un país moderno que gracias a unos valores pudo resurgir de la miseria de la postguerra y en vez de evolucionar con La Vaquilla como el "dudoso" Berlanga que también nos ayudó con El Verdugo, o Mr Marshall, que yo no se como burlaron a la censura), recreemosno en imágenes de nuestra guerra. Seguro que a Obama le gusta nuestra historia tanto como a Ian Gibson. Además no hay de que preocuparse si tenemos el sistema financiero mejor del mundo y estamos ya casi en el G-20, casi por encima de Corea del Sur que tiene tres fabricuchas sin importancia.

España va bien y mejor que se va a poner con este revuelto de esparragos que tenemos entre las autonomías, ETA, el paro, la corrupcion marbellí, la burbuja inmobiliaria, la violencia domestica y ahora la guerra civil.

Y mientras los políticos, todos a una...

4 comentarios:

Alfaraz dijo...

JL.
Menos mal que ayer no me dió tiempo a escribirte un comentario dándote la razón, porque así no tengo que rectificar.
Claro que esos cambios de opinión son por leer prensa liberal, en vez de dedicarte a los clásicos.

Eso sí de todos los citados el mejor es Berlanga. Otro clásico.

.

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

¿Cómo que nadie te lee? ¿Y nosotros?
Que sepas que unas veces se estará contigo, otras no, pero que sepas, insisto, que da gusto leerte.
Yo no quiero memoria historica, al menos la que tratan de imponerme, y me gustan las novelas, la películas de la guerra civil, yo tengo una humilde trilogía escrita sobre ella.
Un besazo y no olvides que me encanta lo que dices y cómo lo dices

JL Martínez Hens dijo...

Mª Angeles tienes razón. No se por qué cojo esas pataletas de vez en cuando. Parece como que quisieran darme la razón a costa de todo. Por otro lado no hay cosa que me guste más que me lleven la contraria, porque así siempre aprendo y profundizo más sobre el tema. Mira como Alfaraz me da vidilla.

Alfaraz, no es que rectifique en mi comentario, sino que lo veo desde una óptica distinta. Me explico. Estoy convencido de mi razonamiento, pero cuando me entero que personas a las que considero de las más cultas del país por su obra, dígase Caballero Bonald que es probablemente mi autor favorito, pues pongo mis planteamientos a reposar como si de un vino se trataran. No soy de los que me cierro en banda y estoy convencido de que Saramago no es Premio Nobel por sus tendencias políticas. Lo de Benedeti es distinto porque está de alguna forma contaminado por su Informe sobre la tortura pero como decía Vargas Llosa si hay algo que nos envidian en latinoamerica es por nuestra transición y que gracias a ella nuestro país se transformó totalmente en muy pocos años.

JL Martínez Hens dijo...

He tenido que cambiar el título porque no reflejaba lo que quería decir.

Derechos reservados

Safe Creative #0806170073499

Bitácoras

Bitacoras.com