Danger: Hombre leyendo y viajando al mismo tiempo

He vuelto a Leeds esta semana, pero esto ya no es noticia porque voy una vez al mes, casi más que a Málaga. Gracias a papá Ryanair, que está haciendo más por la Unión Europea que todos los gobiernos juntos. Y he leído y he viajado lo que puede ser una combinación peligrosa. En mi caso no hay problema porque todo es una eyaculación precoz. Miles de kilómetros y páginas en menos de 24 horas. Comida rápida, sexo rápido, trabajo rápido, escritura veloz, hijas que crecen demasiado rápido... Que pena de siglo XXI. Lo tenemos casi todo pero no tenemos tiempo para saborear casi nada. Un sólo la puntita.



La noche antes de partir, sin motivo aparente ya que llevaba una racha sin leer, me metí entre pecho y espalda Señora de rojo sobre fondo gris de Delibes. Una maravilla. Muy personal. Buena literatura y una bellísima carta de amor de despedida de un artista viudo. 

Luego como el ebook es caprichoso saltó un libro cualquiera. Eran unas cartas de Nietzsche. Las leí rapidamente por curiosidad pero sin mucho interés. Un talento atormentado. Da pena ver como una persona tan inteligente pudo ser tan infeliz. La maldita introspección y una autoestima falsa. Demasiada inteligencia.


Conseguí terminarlas leyéndolas a lo AVE, y me puse a toquetear el ebook. Me fui a una lista que me he creado de Clásicos ya en el tren para el aeropuerto. Me saltó un libro de Jardiel Poncela, Espérame en Siberia, vida mía, y empecé a leerlo pero el formato de pantalla era pequeño y el libro demasiado largo. Me puse a buscar otro y sin saber su título me salió una obrita de teatro del mismo autor y me puse manos a la obra, hasta que ya al final me di cuenta de que estaba ante la famosa Eloisa está debajo de un almendro...Del tirón. Simpático e ingenioso. A lo mejor no tanto como esperaba, pero hay que leerlo. Que gran autor este Poncela con frases como aquella que le hubiera venido al pelo al filósofo alemán



"Hay dos maneras de conseguir la felicidad, una hacerse el idiota, otra serlo".


Casi todas las de este autor son muy ingeniosas y otras sabias y que me vienen al pelo para la entrada.


"Viajar es imprescindible y la sed de viaje, un síntoma neto de inteligencia."


Hoy he estado mucho tiempo en el aeropuerto, ya que he terminado el trabajo pronto y no tenía ganas de estar vagando por la ciudad con el estrés de tener que irme, por lo que me he ido al aeropuerto con más de 4 horas de antelación, y he empezado con una novela larga y actual . El tiempo entre costuras de María Dueñas. Me está pareciendo magnífica. Ya llevo casi 200 páginas pero de esta hablaremos otro día.

Me daba como remordimiento haber estado leyendo en español en Inglaterra tantas horas pero bueno, lo poquito que he hablado hoy en inglés ha sido interesante y lo que no he hecho hoy en el aeropuerto lo hago ahora escuchando canciones. De entrada una cursilada:



otra que no tiene nada que ver  para darle el toque personal a la entrada:



Y ya para terminar el día, como es tarde y se me están fundiendo los plomos, aprovecho vuestra confianza y me quedo con spanish música clásica.



No sabía como cortar con ésto y que mejor que con un video casero.

Buenas noches y a seguir soñando aun a pesar de la cita del maestro Poncela

En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen; la gran mayoría de los sueños se roncan.

Con Dios.

No hay comentarios:

Derechos reservados

Safe Creative #0806170073499

Bitácoras

Bitacoras.com