La mala educación y las colas


Cuando llegué a UK reconozco que me impacientaban las colas. Una "queue" es algo sagrado:



He vuelto a España y la mejor forma de cabrearse es ir al Banco y ponerse a la cola para tratar algún tema con un empleado. Cuatro personas han intentado saltársela en 15 minutos, y dos de ellas señoras mayores, sin rubor, con el típico "es sólo una preguntita". 

De vuelta a casa.

No hay comentarios:

Derechos reservados

Safe Creative #0806170073499

Bitácoras

Bitacoras.com